Consejos de vida de Mark Twain sobre cómo nunca es prudente discutir con un tonto.